Frenar

La señal es bastante grande y el conductor que se aproxima a Montebello sul Sangro puede leerla sin dificultad: “Atención. Frenad. En este pueblo los niños juegan todavía en la calle”. Me hizo bastante gracia este modo de matar dos pájaros de un tiro y unir a la orden de pisar el freno un juicio sumarísimo contra el uso (abuso) de las nuevas tecnologías, que lleva a los niños a encerrarse en sus casas, absorbidos por videojuegos y otras redes.

Pero pensé inmediatamente en otra posible lectura, más sutil e hiriente. Italia es uno de los países de la Unión Europea con menor índice de natalidad (1,32 hijos por mujer en 2018, según Eurostat). Se trata de una cifra dramática, solo un poco por encima de España (1,31) y Malta (1,26). Pensé que quizá Montebello sul Sangro escapaba a la tendencia nacional y que por eso había todavía niños que jugaban en sus calles. Nada más lógico, por tanto, que lo advirtieran a los conductores.

Yo, desde luego, frené un poquito, por si acaso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s